No quites lo que no es tuyo

Hoy ni siquiera tengo ganas de escribir de ver tanta tristeza a mi alrededor.

Más que tristeza yo diría infelicidad. Que en realidad no es lo mismo.

La tristeza simplemente está, pero la infelicidad es ausencia de.

Me duele tanto ver a un ser querido sufrir por falta de entendimiento,

por falta de aceptación, por falta de cariño y amor.

Todos los seres humanos somos iguales y merecemos respeto, y mucho amor.

Nacemos siendo seres sedientos de amor. No le quites a tu hermano lo que no te pertenece.

No le quites a tu hermano su dignidad de persona individual y única.

No le quites tu cariño por no entender sus razones, ni tu empatía por no coincidir.

Porque un día de estos, ese hermano puedes ser tú y encontrarte arrebatado

De tus derechos de ser amado y entendido y aceptado.

Y puedes terminar ausentado de felicidad. Así como termino el de alado.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *