Bandera negra

En medio de la confusión, ahí estoy yo.

Sentada e inmóvil. Por lo general me considero una persona más activa que pasiva pero hoy decidí no mover ni un dedo. Estoy en el centro de una casa en llamas, dónde el techo me amenaza con caer sobre mí y yo solo me siento con mi café y observo como todo lo que algún día pensé tener perfectamente planeado se iba consumiendo. Entre la turbulencia y el ruido y el desastre que es estar confundida, me siento y no me agito, ni grito, ni lloro, simplemente observo.

Y pase lo que pase, en medio de toda esta confusión,  sé que quedo yo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *